Buscar este blog

....Y vió que el hombre de la llanura era, ante la vida, indómito y sufridor, indolente e infatigable; en la lucha, impulsivo y astuto; ante el superior, indisciplinado y leal; con el amigo, receloso y abnegado; con la mujer voluptuoso y áspero; consigo mismo, sensual y sobrio. en sus conversaciones, malicioso e ingenuo, incrédulo y supersticioso; en todo caso alegre y melancólico, positivista y fantaseador. Humilde a pié y soberbio a caballo. Todo a la vez y sin estorbarse, como están los defectos y virtudes en las almas nuevas" Don Rómulo Gallegos

16 de febrero de 2011

Los Reptiles Llaneros

Caimán del Orinoco: (Crocodylus intermedius)
También llamado Caimán Llanero, es en realidad de la familia de los cocodrilos. Es un animal en grave peligro de extincion por cuanto ha sido cazado inescrupulosamente para obtener su piel. Actualmente se encuentra localizado en la cuenca del río Orinoco en Venezuela y Colombia.
En la actualidad se observan ejemplares adultos de entre 2 y 3 m de longitud, pero se sabe que en el pasado se podían encontrar caimanes de alrededor de 7 m. Puede llegar a pesar unos 430 Kilogramos. Las hembras son más pequeñas, siendo el promedio de longitud de tres metros con un peso de unos 200 Kilogramos.

El hocico es largo y estrecho, sin la elevación frente a los ojos que se observa en el caimán agujo (Crocodylus acutus).

El caimán del Orinoco es uno de los mayores animales predadores en los ríos, lagunas y esteros que forman su hábitat natural. Al igual que en otras especies de caimanes o cocodrilos, su dieta va cambiando a medida que el reptil crece. Al comienzo, cuando está recién nacido, se alimenta de insectos y de otros pequeños animales acuáticos. Más adelante, va consumiendo peces cada vez mayores. Finalmente, los ejemplares adultos se concentran en la cacería de vertebrados, sobre todo grandes peces, aves acuáticas y mamíferos. Los ejemplares adultos son bien capaces de atacar a los seres humanos y deben considerarse como animales potencialmente peligrosos. A pesar de su aparente pasividad cuando están fuera del agua, pueden hacer movimientos muy rápidos para cazar su presa.
 Su color puede sufrir variaciones con la edad, habiéndose descrito tres fases:
* Mariposo: de color verde grisáceo con estrías dorsales de color negro.
* Amarillo: es la coloración más común, con color ligeramente bronceado y áreas oscuras dispersas. El vientre es amarillo crema uniforme con manchas oscuras en la base de la cola
* Negro: En realidad se trata de una coloración gris oscura casi uniforme.
En todos los casos, los flancos son más claros, con bandas oscuras difusas a los lados de la cola.

Durante el período de reproducción, en la temporada seca a comienzos del año, la hembra excava un nido en la tierra o en una playa arenosa. Dentro de él, pone entre 15 y 70 huevos. La madre vigila el nido y ataca a los intrusos que se acercan a él. A pesar de esto, es frecuente que animales como los lobos polleros (Tupinambis teguixin) depreden los nidos. Al nacer, las crías permanecen con su madre durante cierto tiempo y, finalmente, se dispersan e inician su vida independiente.

Debido a su reducida área de distribución y a la persecución implacable a la que se lo ha sometido, esta especie es considerada como el cocodrilo más amenazado del Neotrópico. Se estima que en la actualidad no sobreviven más de 1500 ejemplares en estado silvestre. La desaparición de estos gigantes acuáticos ha dejado sin un eslabón clave a los ambientes acuáticos llaneros, ya que los caimanes juegan un gran papel al limitar las poblaciones de peces depredadores (como las pirañas) y de las babillas. Estas últimas, más resistentes a la cacería y capaces de reproducirse a menores tallas, han ocupado las áreas donde los caimanes han desaparecido, ocupando su nicho y consumiendo las presas antiguamente comidas por el caimán.
Fuentes Consultadas: Opepa.org, damisela.com, guarico.com, Wikipedia

Baba (Caiman crocodylus).
Está ampliamente distribuida desde el sur de México hasta la región central de Brasil y el sur de Bolivia. En Venezuela, se distribuye en toda la cuenca del río Orinoco, incluyendo el delta, encontrándose las mayores densidades en los Llanos inundables (estados Apure, Barinas, Cojedes, Guárico y Portuguesa) y en el delta del Orinoco. 

Es un reptil carnivoro que habita los diferentes tipos de cursos de agua dulce, cienagas y pantanos

Los machos llegan a medir entre 1,8 y 2,5 m de largo, y las hembras 1,4 m. Se alimentan de diferentes especies de animales: crustáceos, peces, anfibios, reptiles, aves y pequeños mamíferos.

El apareamiento ocurre en la estación lluviosa. La hembra hace el nido aglomerando pequeñas cantidades de vegetación seca y tierra y pone allí de 15 a 40 huevos. La incubación dura un promedio de 13 semanas. Al nacer miden unos 20 cm.

Esta especie es lo suficientemente abundante, por lo que PROFAUNA implantó en el año 1983 el Programa de Aprovechamiento Comercial de la baba en los Llanos inundables; en el año 1994 entró en vigencia el Decreto Nº 86, según Gaceta Oficial Nº 4.670, referente al funcionamiento de sus zoocriaderos. A medida que el caimán del Orinoco fue desapareciendo de los ríos llaneros, la baba entró y colonizó este hábitat.
Fuente consultada: Fudena.org, Guarico.com y Wikipedia

Babo Morichalero (Paleosuchus palpebrosus).
Su distribución en Venezuela abarca las cuencas de los ríos Amazonas y Orinoco. tanto al norte como al sur de este último; en los Llanos dicha especie está asociada a los morichales presentes en los estados llaneros, habitando en caños y ríos con aguas transparentes con abundante vegetación en sus márgenes.
Las intervenciones del hábitat por la destrucción y contaminación de los morichales, así como la intensa cacería de subsistencia de la que es objeto en esta áreas, pueden haber causado reducciones severas a las poblaciones del babo morichalero al norte del Orinoco. Esta especie es poco abundante y está asociada a hábitat primarios; adicionalmente, es el cocodrilo más pequeño del mundo. Por estas razones y por ser una especie representativa de los morichales, se le considera como una especie emblemática de los Llanos de Venezuela.

Es tambien conocido como caiman enano  y demuestra preferencia por los cursos de agua con corriente; aunque también habita en los cursos de agua donde la vegetación de la selva provee sombra.
Las hembras ponen los huevos en nidos de hojas secas y otra vegetación que ellas construyen. La puesta usual consta de cinco a nueve huevos.

La alimentación del Caimán Enano consiste de peces, crustáceos, moluscos y anfibios.
De longitud los machos pueden llegar a medir hasta 1.7 metros, aunque normalmente no sobrepasan los 1.4 metros. Las hembras grandes miden unos 1.2 metros. 
Fuentes Consultadas: Guarico.com y Damisela.com
Publicar un comentario