Buscar este blog

Cargando...
....Y vió que el hombre de la llanura era, ante la vida, indómito y sufridor, indolente e infatigable; en la lucha, impulsivo y astuto; ante el superior, indisciplinado y leal; con el amigo, receloso y abnegado; con la mujer voluptuoso y áspero; consigo mismo, sensual y sobrio. en sus conversaciones, malicioso e ingenuo, incrédulo y supersticioso; en todo caso alegre y melancólico, positivista y fantaseador. Humilde a pié y soberbio a caballo. Todo a la vez y sin estorbarse, como están los defectos y virtudes en las almas nuevas" Don Rómulo Gallegos

27 de agosto de 2010

Coplas y Versos - Silva Criolla a un Bardo Amigo

Es un poema hermosísimo, sentido, profundo y que además aporta mucha informacion sobre el llano. Es bastante largo, por eso solo colocaremos fragmentos, aunque en una posterior entrada, comentaremos un poco el poema como obra. El siguiente fragmento tiene relación con el verano inclemente, cuando los animales, se alejan buscando agua, hasta que a los primeros vestigios de la  primavera, previa al invierno, regresan todos a su lugar de origen, ésta vez para protegerse de la inundación.

Ya no viene bramando cual solía
al declinar el día
por uno y otro rumbo la vacada;
ni plantado en mitad del paradero
escarba y muge fiero
el toro padre de cerviz cuajada.
Ya no turba el reposo de los hatos
madrugador lucero;
ni despiertan el eco adormecido
en amante reclamo del bramido
a la par de la copla del vaquero.

A mas benigno sucio,
a mas fértil región de aguas profundas
y de lucientes pastos regalados:
a las islas distantes y fecundas
fuéronse al fin pastores y ganados

¡Cantando una tonada clamorosa,+
y bajo el fiero sol de la sabana,
al paso lento de la res morosa,
con rumbo al sur cruzó la caravana!

Francisco Lazo Martí

Publicar un comentario en la entrada