Buscar este blog

....Y vió que el hombre de la llanura era, ante la vida, indómito y sufridor, indolente e infatigable; en la lucha, impulsivo y astuto; ante el superior, indisciplinado y leal; con el amigo, receloso y abnegado; con la mujer voluptuoso y áspero; consigo mismo, sensual y sobrio. en sus conversaciones, malicioso e ingenuo, incrédulo y supersticioso; en todo caso alegre y melancólico, positivista y fantaseador. Humilde a pié y soberbio a caballo. Todo a la vez y sin estorbarse, como están los defectos y virtudes en las almas nuevas" Don Rómulo Gallegos

16 de febrero de 2011

Masaguaral y el Programa de Conservación del Caimán del Orinoco

Atardecer en Masaguaral

Dada la preocupante disminución de ejemplares del Caimán del Orinoco, consecuencia de la notable reducción que se verificó entre los años 1930 y 1950, en 1970, se iniciaron intentos de conservación de la especie. Estos intentos se profundizaron en 1990, cuando la Fundación para la Defensa de la Naturaleza (FUDENA), PROFAUNA, la Sociedad Zoológica de Nueva York (NYZS-WCS), el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF-US) y la Agencia de Cooperación Española, iniciaron un programa de liberación masiva de caimanes del Orinoco.

Entrada al área de protección en Masagaural
Hace unos años funcionaban cinco zoocriaderos de caimanes: Hato El Frío (estado Apure), hatos Masaguaral y Puerto Miranda (estado Guárico), UNELLEZ-Guanare (estado Portuguesa) y el Instituto Limnológico en Caicara del Orinoco (estado Bolívar) que llegaron a liberar  más de 1.500 caimanes, la mayoría de ellos en el refugio de fauna silvestre Caño Guaritico (estado Apure), así como también en los parques nacionales Santos Luzardo (estado Apure) y Aguaro-Guariquito (estado Guárico), hato El Cedral (estado Apure), río Cojedes (estado Cojedes) y el embalse Tucupido (estado Portuguesa). En el año 1998, se localizaron los primeros nidos viables de esta especie en el hato El Frío (estado Apure), probablemente producto de animales liberados en el área durante los primeros años del programa.

Desconozco si todas estas estaciones siguen trabajando en pro de la conservación de esta especie y solo puedo dar fe, del Hato Masaguaral, que tuve oportunidad de visitar el año pasado.

Está ubicado este Hato al norte del caserío Corozopando del Estado Guárico y formó parte del conocido Hato Flores Moradas, consolidado en 1875 por Timoteo Reverón.

Caimàn del Orinoco

Dice la web masaguaral.org:

Se ha hecho el listado de las especies de aves, peces, mamíferos y plantas. Continúan los estudios de monos araguatos, de genética de monos capuchinos y del comportamiento de un sin número de aves. Masaguaral participa en el proyecto oficial de cría en cautiverio de Caimanes del Orinoco y de la Costa, para evitar su extinción.


Caimán del Orinoco
Durante los últimos 55 años se ha experimentado con prácticas de protección y guardería de fauna en base a ideas aportadas por muchísimos colaboradores. De esta manera se creó una sede para investigaciones científicas tanto de la fauna local como de la flora. En este mismo terreno funciona la unidad de producción de bovinos sin que se haya alterado el hábitat ni mermado la productividad, y se conservaron los valores escénicos, lamentablemente subestimados a lo largo y ancho de Venezuela.La Construcción de albergues para estudiantes de biología y zootecnia ha contribuído a establecer nexos con universidades e instituciones nacionales y del exterior, habiéndose generado condiciones favorables para la obtención de licenciaturas, maestrías y doctorados fundamentados en los trabajos de campo efectuados en Masaguaral. Otro logro ha sido el de facilitar el intercambio de estudiantes, dándole a muchos venezolanos la oportunidad de emprender estudios de postgrado en el exterior. En un plano paralelo, grupos de estudiantes desde primaria hasta el nivel técnico-universitario, provenientes de todos los puntos del país, llegan a Masaguaral para efectuar trabajos de campo o realizar simples visitas tendentes a crear conciencia conservacionista y servir de orientación vocacional.


 La web Guarico.com, informa que este Hato protegió entre 1990 a 2004,  a 3791 caimanes del Orinoco.
En esta estación zooprotectora, los expertos recogen los huevos o reciben los recién nacidos de otras estaciones de conservación; y los colocan en incubadoras especiales, hasta que nacen las crías. Es bastante alto el porcentaje de huevos que se pierden, ya que el porcentaje de eclosión es aproximadamente del 60%. Posteriormente, se toman los recién nacidos y se les brindan los cuidados necesarios en el zoocriadero,  hasta que cumplan 1 año, momento en que se reduce su vulnerabilidad ante los predadores. Después se liberan en hábitats previamente seleccionados, preferiblemente en áreas protegidas o parques nacionales. 
Aún con los cuidados que se les brindan, aproximadamente solo un 5% llega a la edad adulta.

El Hato Masaguaral cuenta con diversos espacios acondicionados para cada etapa de crecimiento,  los cuales lamentablemente no  pudimos fotografiar, por haber hecho la visita al anochecer. Los caimanes del orinoco, se encuentran en un espacio considerable, debidamente cercado, mientras que los babos, caminan libremente por la zona. Existe también una especie de museo, donde se exhiben  huevos y cráneos de caimanes.
Foto tomada de trabajo efectuado por la Unellez

Entre las causas de extinción de las especies, ademas de la caza indiscriminada con fines lucrativos, está la destrucción de los hábitat mediante alteraciones realizadas por la mano del hombre, como tala, quema, deforestación, etc, así como la "fragmentación" de dicho hábitat, lo cual se evidencia en la introducción de vías en las áreas protegidas, que obligan al animal a cruzar de un lado a otro con riesgo de su vida. 

Otro de los factores que habría que manejar para la protección de la especie, es el proceso de concientización de los habitantes de los pueblos aledaños a estas áreas protegidas, para que se sensibilicen y colaboren efectivamente en evitar el consumo de los huevos y la caza del animal.

El Hato Masaguaral, nombre que deriva de la existencia de muchos árboles masaguaros (Pseudosamanea saman), parecidos al samán. A  Ängel Custodio Loyola le decían el Tigre de Masaguarito, porque una de sus canciones se ambientaba en un caserío de nombre Masaguarito, situado por los lados de El Baúl.

Publicar un comentario