Buscar este blog

Cargando...
....Y vió que el hombre de la llanura era, ante la vida, indómito y sufridor, indolente e infatigable; en la lucha, impulsivo y astuto; ante el superior, indisciplinado y leal; con el amigo, receloso y abnegado; con la mujer voluptuoso y áspero; consigo mismo, sensual y sobrio. en sus conversaciones, malicioso e ingenuo, incrédulo y supersticioso; en todo caso alegre y melancólico, positivista y fantaseador. Humilde a pié y soberbio a caballo. Todo a la vez y sin estorbarse, como están los defectos y virtudes en las almas nuevas" Don Rómulo Gallegos

16 de octubre de 2011

La Coleada de Baldomero

Baldomero es un personaje que se hizo popular en el oriente de Guárico, a causa de sus exageraciones. Tomado de "Un Andaluz del Llano Alto" V.M.Ovalles

"Era yo un mocetón que en cuestión de juerza y brío no había mas que pedí.
En unas coliadera en Chaguaramas, los coliadores estaban retardaos y la gente empezó a sirvalos
Me empiné sobre los estribos y miré por encima del coso, a vé que toro me gustaba y me enamoré de un borcelano y lo mandé a echá.
El toro era un relámpago, pero al brincá el tranquero, antes de que pusiera las patas en el suelo, yo ya le había cogido el rabo.
Mi compae me cerró el toro, y la yegua se abrió, pero yo iba con la sangre tan caliente, que levanté el toro en el aire y le dí güertas por encima de mí.
Mi compae Avelino me gritaba: tire el toro que se va a malográ la yegua!!!
Pero yo no podía tiralo, porque cuando intentaba hacelo, de toos los tablaos me gritaban:
Aquí no! Aquí no!
Y tuve que llegá, dandole güertas al toro en el aire, hasta la punta de la empalizá, y alli lo tiré po encima y el bicho estaba tan asustao, que no tuvo ganas de ná.
Y el pueblo me llevó en procesión y me daba vivas y de los tablaos las niñas me tiraban ramos...
-¡Eso si que fué un palo e coleada, Baldomero!!
Publicar un comentario en la entrada