Buscar este blog

Cargando...
....Y vió que el hombre de la llanura era, ante la vida, indómito y sufridor, indolente e infatigable; en la lucha, impulsivo y astuto; ante el superior, indisciplinado y leal; con el amigo, receloso y abnegado; con la mujer voluptuoso y áspero; consigo mismo, sensual y sobrio. en sus conversaciones, malicioso e ingenuo, incrédulo y supersticioso; en todo caso alegre y melancólico, positivista y fantaseador. Humilde a pié y soberbio a caballo. Todo a la vez y sin estorbarse, como están los defectos y virtudes en las almas nuevas" Don Rómulo Gallegos

18 de septiembre de 2011

Parranda - Germán Fleitas Beroes

PARRANDA
Germán Fleitas Beroes

Las rosas de un galerón
Florecen en la cantina
Pulsa su luz mortecina
El candil en el horcón
Un indio guachamarón
Se para y saca pareja,
Sacude el polvo y se aleja;
El arpista bordonea
Y la zamba se menea
Del talón a la crineja.

¡Arpa que me rinde el sueño!
Grita un borracho fiestero;
Alegre como un jilguero
Canta un catire apureño;
Se arrima un calaboceño
Al banco del mujerío;
Corta nubes el tañío
Suena linda la alpargata
Y a distancia se retrata
La media luna en el río

Las muchachas, codo a codo
Bailan un “Seis Numerado”
Y es mucho el enamorado
Que va buscando acomodo…
El arpista en un recodo
Del arpa, borda el tipleo;
Van marcando el cintureo
Los hombres en buena ley,
Y a cien varas del caney
Se escucha el alpargateo.

 *****
Guachamarón: Hombre pendenciero, baladrón
Faramallero: Hablador Charlatán
Chacea: Irse la persona o animal hacia un lado en forma violenta


¡Maraca que voy pelado!
Grita con gesto altanero
Un zambo faramallero
De chaparro encabuyado;
Se viene de medio lado
Hasta el quicio de la puerta;
Se deja la blusa abierta,
Se aprieta los pantalones
Y sacude los talones
Cuando escucha la revuelta.

La negra que lo acompaña
-negra de soga y cuchillo-
Sobre el pecho de un ladrillo
Con la pata lo “regaña…”
La mano busca la entraña
De la prima y del bordón;
Bajo la luz del horcón
La negra se le chacea
Y el hombre se bambolea
Como espiga en ventarrón
Carlos Cruz Diez

Publicar un comentario en la entrada