Buscar este blog

Cargando...
....Y vió que el hombre de la llanura era, ante la vida, indómito y sufridor, indolente e infatigable; en la lucha, impulsivo y astuto; ante el superior, indisciplinado y leal; con el amigo, receloso y abnegado; con la mujer voluptuoso y áspero; consigo mismo, sensual y sobrio. en sus conversaciones, malicioso e ingenuo, incrédulo y supersticioso; en todo caso alegre y melancólico, positivista y fantaseador. Humilde a pié y soberbio a caballo. Todo a la vez y sin estorbarse, como están los defectos y virtudes en las almas nuevas" Don Rómulo Gallegos

2 de mayo de 2013

Diálogo entre Tigres: El Tigre de Matanegra, El Tigre de Payara, El Tigre de la Nietera y el Tigrito de Matanegra

Seguimos hablando de tigres.....



Así era que yo quería
Tener la gente reunía
Y escucharles la gritata
Lo esperaba de hace tiempo
Lo que al folclore le hacía falta
El diálogo de los tigres
Que no le temen a lanza
Empezaré con Montoya
El General de la canta
Tigre viejo de experiencia
Llanero de recia estampa
Cruzador de ríos y caños
Con el agua a la coraza
Se crió comiendo becerros
en ese cajón de Arauca

Eso fue en aquellos tiempos
que el grito de Mata Negra
que la vida era barata
junto con Ramón Castillo
recorrimos esas pampas
tigre que roncaba duro
hoy en el cielo descansa
recorrí to esas llanuras
donde se quedó mi infancia
por la costa e´Cañafístola
 en una mula amaranta
cómo olvidarte mi tierra
con tus corrales de trancas
donde se encierra el hatajo
para amansar las potrancas

 Llano viejo legendario
tiempos que no volverán
solo en el canto resalta
cuando viene __ mañoso
hombre de sombrero y manta
de pantalón enrollao
 mas arriba e´la batata
con los talones cuartiaos
de tanto trochar a pata
con la punta de un cuchillo
se sacaban una guaica
 no volverán esos tiempos
ni tampoco se arrebiata
como arrebiataba yo
aquella soga araguata

Claro que sí Mata Negra
Hijo ilustre de Zamora
Tigre que no cae en trampas
Como el tigre e´la Nietera
Cunavichero de casta
Paisanito de Montoya
Apureño hasta la cacha
También fui candelariero
Anduve en esa comarca
Escuartizando novillos
Por esas sabanas rapias
En el hato San Gregorio
Donde Bolívar descansa
Y en el río Cunavichito
Dejé mis huellas intactas

Yo me considero un tigre
Señor Francisco Montoya
Quiero demostrar mi raza
Soy de la parroquia Páez
 Del municipio Pedraza
Allí también hay ganao
Que corre de mata en mata
Me lambía los bigotes
Comiéndome la sanguaza
Y el hueso e cadera y chícano
De las reses cachilapas
Solo dejaba en el monte
La cabeza con las patas
Porque el librillo, Montoya
Yo me lo llevaba a rastras

Me gusta escuchá ese tema
Se me alebrestó la oreja
El colmillo se me ensancha
Antes comía carne roja
Ahora como carne blanca
 Yo si soy de aquellos tigres
Con la malicia bellaca
Pendiente en la costa ´l monte
Donde volara una garza
Ahí no faltaba una res
Fuera gorda o fuera flaca
Comía hasta que dejaba
Se me llenaba la panza
El resto yo lo escondía
Tapado con la hojarasca


La sangre se me acelera
José Francisco y Castillo
Y el corazón me salta
Yo no quisiera llorar
Las lágrimas se me escapan
Me salen de la alegría
Porque la emoción no aguantan
Orgulloso de mi hijo
Aunque viva en una guata
Una tigra mariposa
De envergadura y de raza
Aunque mi tigre está viejo
Ahora es cuando ronca y canta
Le dejaré como herencia
Mi nombre por todo el mapa

Tigrito usté está muy nuevo
Nosotros ya estamos viejos
Gallos jugados de lata
No te vamos a dejar
Diamante, oro, ni plata
Pero en nombre de los tigres
Te entregamos esta placa
Pa que seas un tigre más
En el folclore de mi patria
Montoya confiará en ti
Y yo en mi palabra santa
Seré tu padre adoptivo
En compañía de tu papa
Mata Negra está contento
Pues le nació otra esperanza

Gracias Antonio Castillo
Por concederme tu escudo
Y Mata Negra tu capa
Y la espada de Montoya
Que con los versos impacta
Voy a cazar para ustedes
 Pompilio Vega en el arpa
Hoy les traje pa que coman
En los tiples una mauta
En los tenoretes un burro
Y en las primas una vaca
En la melodía un venao
Y en los versos una danta
Pa usté general Montoya
También le traje una lapa

Quisiera seguir cantando
De lo que estamos hablando
Lo digo sin arrogancia Oyeme Jesús Daniel
No puedes negar la mancha
Las pintas del tigre viejo
Las llevas en tu semblanza
Es la misma melodía
Casi la misma garganta
De los hijo e los cantantes
A usté ninguno lo empata
Amigo saco la copia
Puedo decir que es exacta
A ese viejo sabanero
Tigre de la Negra Mata

Ya me voy a despedir
Al estilo refranoso
Sin perder la consonancia
Tigre no se come a tigre
Burro viejo no se espanta
Caballo de buena cría
Da muy buenas las potrancas
El perro sute se afana
Cuando la perra es bien alta
Con esto quiero decir
Que mi tigre tiene raza
Al hijo mío en el canto
Lo aconsejo con constancia
Que nunca cambie su estilo
De sombrero por corbata

Estuvimos dialogando
Los tres tigres que quedamos
Y un tigrito que resalta
En la música llanera
Con arpa, cuatro y maracas
Nos vamos como agua e´río
Saludando a la barranca
Montoya se está bañando
En las ondas de Atamaica
Y Mata Negra se casa
Porque es novio del Arauca
Y el Tigre de la Nietera
Está siguiendo a la muchacha
Que cuando vuelva a mi llano
 Le voy a pará una casa






ENTRADAS RELACIONADAS:  LA CACERIA DE TIGRES EN EL LLANO VIEJO (1); (2); (3); LOS FELINOS DEL LLANO
Publicar un comentario en la entrada