Buscar este blog

Cargando...
....Y vió que el hombre de la llanura era, ante la vida, indómito y sufridor, indolente e infatigable; en la lucha, impulsivo y astuto; ante el superior, indisciplinado y leal; con el amigo, receloso y abnegado; con la mujer voluptuoso y áspero; consigo mismo, sensual y sobrio. en sus conversaciones, malicioso e ingenuo, incrédulo y supersticioso; en todo caso alegre y melancólico, positivista y fantaseador. Humilde a pié y soberbio a caballo. Todo a la vez y sin estorbarse, como están los defectos y virtudes en las almas nuevas" Don Rómulo Gallegos

13 de junio de 2013

Golpes de Joropo Llanero: La Periquera

Sin duda es uno de los golpes más alegres de nuestra música llanera, es festivo, enérgico, recio y es muy utilizado en el contrapunteo y corrío. 

En su mayoría los temas interpretados con fondo de Periquera son muy nacionalistas transmitiendo la emoción del ser llanero. 

Según la Enciclopedia de la Música Popular de la Fundación Bigott, probablemente el nombre se deba a una “correlación jocosa que establecen los llaneros entre el canto de los pericos silvestres y el canto propio del golpe, caracterizado por una entonación aguda en la voz y un rápido fraseo silábico". 

 Asimismo, la referida fuente de información nos dice que el golpe es en modalidad mayor y las cuartetas de ocho sílabas deben entonarse sobre un ciclo armónico de ocho compases. Está en métrica de 6x8 y un tiempo rápido. Se acompaña el canto con arpa o bandola llanera, cuatro y maracas.

Respecto al origen del nombre, otras opiniones apuntan a que este golpe, que según dicen, era el favorito de Bolívar y que  Páez lo ejecutaba muy bien, fue un aire  dedicado a Periquera, caserío ubicado en la margen derecha del rio Sarare a partir del cual se constituyó el actual Guasdualito. Se dice también que el caserío tomó el nombre del bullicio  que formaban loros, guacamayas y pericos, que abundaban en la orilla del río. 
 
Colocamos a continuación el instrumental del golpe en interpretación conjunta entre Cheo Hurtado en el cuatro y el maestro Eudes Álvarez en el arpa y el famosísimo “A quien no le va a gustar” de la autoría de Cheo Hernández Prisco, interpretado por él mismo y finalmente un contrapunteo interpretado por Serenata Guayanesa.


 

Publicar un comentario en la entrada