Buscar este blog

....Y vió que el hombre de la llanura era, ante la vida, indómito y sufridor, indolente e infatigable; en la lucha, impulsivo y astuto; ante el superior, indisciplinado y leal; con el amigo, receloso y abnegado; con la mujer voluptuoso y áspero; consigo mismo, sensual y sobrio. en sus conversaciones, malicioso e ingenuo, incrédulo y supersticioso; en todo caso alegre y melancólico, positivista y fantaseador. Humilde a pié y soberbio a caballo. Todo a la vez y sin estorbarse, como están los defectos y virtudes en las almas nuevas" Don Rómulo Gallegos

25 de febrero de 2010

El paisaje llanero

Los llanos se sitúan en la depresión central del país, entre los Andes, la Cordillera de la Costa y el Macizo Guayanés. Ocupan aproximadamente un tercio del territorio venezolano.
Visualmente se extienden hasta el infinito, sin que se presenten cambios visibles en su relieve. Sin embargo, existen variantes definidas por pequeñas diferencias de nivel, que tienen sus propias características geográficas, hidrológicas, así como de flora y fauna.

Entre estas diferencias podemos mencionar los bancos, que son elevaciones sobre el terreno de hasta 2 m por encima de la llanura; los bajíos que son las zonas más bajas que se inundan durante las lluvias y se secan en verano; los esteros,  extensas depresiones pantanosas  que permanecen anegadas hasta bien avanzado el verano, los médanos, bancos de arena,  las galeras,  elevaciones llaneras conformadas por filas de cerros bajos y largos, que se elevan sobre la sabana, entre otros.
 El paisaje llanero es completo, es todo vida en movimiento y su geografía sencillamente da a esa vida, sus características particulares.
*****
Publicar un comentario